Final de la RutaCon dos bares y una cafetería, hemos recorrido como jurados la III Ruta de la Tapa de Santiponce, que enfila un fin de semana radiante en meteorología y repleto de actos como los que tendrán lugar en el Conjunto Arqueológico de Itálica. Los establecimientos han sido Bar Cafetería Monasterio, Casa Ortega y Molinillo Cafetería, que completan los 15 lugares donde probar las nuevas tapas que concursan en esta ruta.

BAR CAFETERÍA MONASTERIO.- Nombre por la cercanía al Monasterio de San Isidoro del Campo. Es un luminoso quiosco circular acristalado, con mesas en interior y en terraza, junto a una pequeña zona de juegos infantiles. Lleva dos años funcionando y dos años concursando en la Ruta. Los domingos ofrecen paella. Tienen montaditos variados y carta según temporada.

TAPA 1.- Caldereta de venao.  Guiso de carne de caza macerada en vino tinto y patatas fritas, presentado en cazuelita de barro.

TAPA 2.- Delicias Monasterio. Tapa fría de endivias a modo de contenedor de ensaladilla con palitos de mar, mayonesa al curry y tomate cherry.

BAR CASA ORTEGA.- Negocio abierto hace veinte años en el llamado barrio de Ntra. Sra. del Rosario, construido a finales del siglo XX. Mesas en interior y algunas más en terraza. Buenos chicharrones. Clientela fija. Cocina y tapas variadas –frías y calientes, carnes y pescados-

TAPA 1.- Pastel de solomillo a la romana. Cazuela de carne plancha sobre patatas cocidas y queso fundido más loncha de jamón.

TAPA 2.- El más sevillano. Huevo a la flamenca bien presentado sobre pisto de verduras y embutidos. Conjunto vistoso.

MOLINILLO CAFETERÍA.- Local de una de las Avenidas más espaciosas de Santiponce. Tres años abierto. Gran variedad de tés e infusiones. Horario de mañana y tarde. Variedad de dulces y tartas. Ambiente de café y copas en jornadas de fútbol. Clientela fija y buen servicio.

TAPA  1.- Chocolate con churros. Como cafetería, concursan con taza de chocolate con churros, en sabrosa textura y ligereza, receta tradicional.

TAPA 2.- Café y gofre. Taza de café a gusto del cliente con plato de gofre, porción cubierta de chocolate o nata o ambos.