Tal como he venido escribiendo, desde el jueves 17 a hoy domingo ha tenido lugar la Feria Agroalimentaria Cádiz BIenMeSabe, en la Institución Ferial de Cádiz-Jerez. Ha sido un magnífico escaparate de la riqueza gastronómica y turística de la provincia de Cádiz, que se organizaba por primera vez.

El evento se estructuraba en tres escenarios para eventos (Diputación, Cádiz Bienmesabe y IEDT), un espacio con stands de diferentes marcas y de los diferentes ayuntamientos de la provincia gaditana (no todos), y un amplio espacio para restauración, decorado como caseta de feria jerezana.

El sábado por la mañana participé en dos actos, en dos de los tres escenarios instalados para eventos en el recinto:

-UNO. Junto con varios compañeros blogueros gaditanos, la presentación de nuestros libros, en el espacio de la Diputación de Cádiz, organizadora de la Feria. Las amigas del Grupo Gastronómico El Almirez y sus dos libros (Lo mejor de El Almirez y Repostería de El Almirez); Lola López, del Blog La Fritada, con su libro Cádiz en mi cocina; Manuel Ruiz Torres del blog Cádiz Gusta, con su último libro Cocina Histórica Gaditana; Pilar Ruiz y su madre Cristina Rodríguez-Rubio del blog Aprendiendo a Cocinar, presentaron su reciente libro Rota, encantado de conocerte. Y por último, hablé de mi último libro, Los jueves, carne y verduras, aludiendo a la colección de recetarios a la que pertenece. El acto estuvo moderado y animado por nuestro amigo el periodista Pepe Monforte.

Y a continuación, participé en una mesa redonda sobre Blogs gastronómicos, Redes Sociales y Gastromarketing. Fue en el escenario Cádiz Bienmesabe, y estuve acompañada de mi amigo Manuel Ruiz Torres, del periodista Toba Torres Social Media Gastronómico y moderando Alberto Granados, director de Planeta en Conserva.

De este modo, transcurrió nuestra mañana de ayer sábado, visitando puestos de productos, stands de ayuntamientos de la provincia y saludando a muchos amigos que ya tenemos en el mundo de la gastronomía.

A destacar, el stand del Ayuntamiento de Puerto Real, con su degustación de cerveza La Piñonera, los calamares rellenos de la venta Casa Manolito, el espacio dedicado al turismo de golf, y vitrinas con sus productos de conservas y aceites. El espacio siempre contó con una representación de la corporación (concejal de cultura y técnico de Turismo), siendo tal vez el recinto más frecuentado de la Feria. Al mismo nivel estuvo el stand de Rota, que mostró su potencial agrícola (mayetería) y bodeguero, con talleres y degustaciones, que animaron el espacio constantemente.

Hubo algún que otro stand que apenas tuvo contenido. Pero lamentablemente no estuvieron representados ni Cádiz ni Jerez (el primero, capital de provincia), y el segundo, anfitriona del evento. Mal ejemplo.

Lo peor, el Espacio Cadiz Bienmesienta, de restauración informal, que el sábado sufrió un colapso a la hora de servir, faltando muchas de las tapas incluidas en la carta. Mala organización.

Cádiz Bienmesabe fue una feria mejorable sin duda, pero que debería perpetuarse en el tiempo, ya que es la mejor forma de presentar una unidad provincial en lo gastronómico, y, por tanto, en lo turístico. La provincia de Cádiz cuenta con suficiente material y diversidad para ello.

Y quiero dar las gracias a los que contaron con nosotros en estos dos eventos.