La excelente página web Alimentta, nos ofrece en su boletín de noticias de verano, una serie de claves para analizar nuestro sistema alimentario, desde diversos puntos de vista. Para ello, ha publicado un podcast de 30 minutos de duración, en el que diferentes expertos opinan sobre nuestros hábitos con la comida y sus evidentes efectos sobre la conservación del medio ambiente. 

Los expertos han sido Rubén Morilla, enfermero; Isabel Carrillo (profesora de la UPO); Carmen Navarro (enfermera); Luis Morán, profesor de la UPO y presidente del Colegio de Dietistas de Andalucía; y Alejandro Blas (ingeniero agrícola).

Las cuestiones expuestas han sido las siguientes:

Consumimos alimentos muy procesados y muy pocos vegetales, como cereales, legumbres, frutos secos, frutas, aceite de oliva virgen extra…etc.

-El consumidor conoce la importancia de cuidar el planeta, pero apenas tiene información sobre el impacto ambiental de nuestra dieta. Compramos sin saber sobre el origen ni sobre la elaboración de los alimentos.

-Es necesario hacer un análisis de los alimentos producidos sosteniblemente, uno de ellos es la pesca. Hay diferentes tipos de impactos ambientales, hay diferentes conceptos: huella hídrica, producción de CO2, etc. Es necesaria más educación en la sociedad

-Los recursos naturales son muy importantes: suelo, tierra/agua, la sostenibilidad es económica y social.

-Los alimentos saludables suelen ser sostenibles, pero en general es difícil transmitirlo a la población. Los dietistas-nutricionistas no están en el Sistema Nacional de Salud. Podemos poner el ejemplo de las fresas, que son muy saludables pero tal vez no sean muy sostenibles. En el caso de la pesca, estará en función del número de capturas y el tipo de pesca, evitando traer especies que no son autóctonas.

Es preciso desmentir la importancia que se da a los superalimentos (vienen de lejos casi siempre, o incluso son cultivos forzados en España, pero no se puede generalizar. Hay un consumo de alimentos de moda, para vegetarianos o veganos, y no se deberían recomendar. Los países exportadores de estos alimentos que basan en ellos sus economías, lo hacen a través de grandes empresas explotadoras, no de pequeños productores. Y no hay que olvidar la contaminación por el transporte.

PARA COMER SALUDABLE, lo más importante es consumir alimentos de proximidad. Ahora estamos en una unificación de dieta alimentaria, parece que todos comemos lo mismo.

En cuanto al consumo de carne, hay un abuso de alimentación muy procesada en la que la carne supone el 50%. Y deberíamos apostar por las legumbres, que son nutritivas y sostenibles. Para las hamburguesas, por ejemplo, mejor comprar los ingredientes y hacerlas en casa.

ASPECTO SICOSOCIAL DE LA ALIMENTACIÓN: las grandes empresas juegan con las emociones, no lo olvidemos.

Por otro lado, hay limitaciones para llegar a los pacientes en la sanidad pública: solo ocurre en algunas comunidades.

Y ¿Cómo enseñar a los niños, si los padres comen mal? Aquí el papel del dietista-nutricionista es muy importante. Y en cualquier caso, cada ciudadano tiene su responsabilidad individual, sobre qué comer en casa y fuera de ella.

Al comprar hay que leer las etiquetas.

LAS CINCO REGLAS DE LA ALIMENTACIÓN SOSTENIBLE:

-Con alimentos frescos.

-Con alimentos de proximidad.

-Con alimentos de temporada.

-Con alimentos vegetales.

-Consumir alimentos sostenibles y socialmente respetuosos (derechos humanos). Tal vez haya que modificar nuestros hábitos. Y no olvidemos que los alimentos frescos y a granel no llevan etiqueta.

Y, por último, se añadieron DOS REGLAS MÁS:

No desperdiciar alimentos

Evitar uso de plásticos

Al final del podcast, todos coincidieron en la necesidad de implementar políticas públicas con dietistas-nutricionistas, para llegar al ciudadano.