El titular del artículo en Diario de Cádiz se llamaba “Cuidar la salud desde el hogar”, y su contenido me parece de lo más acertado. Al final, la prevención en salud más efectiva y universal es la que se realiza cocinando en casa. El consejo ha salido de nuevo a la luz con motivo del Día Mundial del Corazón, que se celebra cada 29 de septiembre y que organiza la Organización Mundial de la Salud y la Federación Española del Corazón. El lema de este año: “Un mundo, un hogar, un corazón”.

Demasiadas vidas se llevan por delante las enfermedades cardiovasculares cada año en España, sobre todo en individuos con ingresos bajos y medios. El Dia Mundial del Corazón se justifica en las enfermedades mortales que podrían evitarse simplemente con seguir una dieta saludable, realizar ejercicio físico regularmente y no fumar. Es decir, todo esto empieza en el hogar.

Cuatro puntos constituyen este estilo de vida saludable según la Federación Española del Corazón:

a)   Crear espacios libres de humos en el hogar.

b)   Comenzar el dia con una pieza de fruta y preparar la comida en casa.

c)    Ser activo, reducir el tiempo frente al televisor a un máximo de dos horas diarias, además de practicar ejercicio al aire libre, evitando el coche.

d)   Informarse acerca de la salud, realizando controles de azúcar, tensión, colesterol, perímetro abdominal e índice de masa corporal.

Por último, la FEC da algunos consejos sobre cómo actuar en caso de ictus o de ataque cardíaco, para saber actuar y atender a un posible familiar afectado.

La OMS, en el Dia Mundial del Corazón nos da buenas razones para que nos metamos todos los días en la cocina y planifiquemos racionalmente nuestros menús, único modo de saber qué comemos.