Anoche, en el Espacio Quiñones, asistimos a otra sesión del ciclo de cine con José Manuel Serrano Cueto. Lo protagonizó la proyección del largometraje “Caballas”, dirigido y producido por el mismo cineasta gaditano en 2019, y resume y cuenta el mundo de la pesca de la caballa en la costa de Cádiz y alrededores, de la boca de su padre Rafael Serrano “El Chori”.  

Cual sucedáneo “Entierro de la Caballa”, tradicional y multitudinaria celebración anual del final de verano y hoy suspendido por motivos evidentes, los asistentes al Espacio Quiñones aprendimos de la mano del reportaje todos los pormenores de la captura de la caballa, el preciado y barato pescado azul rico en omega-3 y que acude en los meses de mayo a agosto.

El arte de pesca artesanal, (con su incertidumbre y nocturnidad), la captura colateral de otras especies (pargos, jureles, corvinas), las duras jornadas en el mar, la venta en subasta, la degustación familiar en los bares (acompañada de la piriñaca), la tertulia en mesa redonda (aportación de conocimientos por pescadores y mariscadores expertos), los engaños (suplantación con otros tipos de ejemplares), las propuestas de recetas con caballa (rancho a bordo) y el festejo del Entierro de la Caballa (pregón, cocinado, procesión, quema y degustación de fideos con caballa, en la Playa de la Caleta). El ciclo completo de este personaje gastronómico y cultural del verano gaditano.

En la cinta pudimos escuchar la voz de un experto de pesca artesanal (El Chori, 84 años, pescando desde los 8), vinculado al mar cercano, contando cómo y qué aprendió de esta labor y sus dificultades, a la que llegó muy joven por necesidad. El Chori ha capturado miles, tal vez millones de caballas en su vida, y sigue amando su oficio, saliendo en defensa del arte empleado –el anzuelo- y de su valor comercial y gastronómico.

El documental “Caballas” es un recorrido paralelo a la vida económica y la idiosincrasia de la ciudad de Cádiz visto desde sus recursos pesqueros minoristas, cuando esta actividad era la subsistencia de muchas personas, sobre todo en los meses de verano.

La pesca de la caballa ha conseguido involucrar en nuestra ciudad a humildes pescadores, pero también a famosos hosteleros. El largometraje “Caballas” ha recopilado información que podría haberse perdido en la memoria de sus protagonistas.

El acto finalizó con un debate del público con el director José Manuel Serrano Cueto, que refirió también sus experiencias a bordo durante el rodaje, y que contó con una amplia participación de los asistentes.