Ingredientes: 1 vaso de arroz bomba, 300 g. espinacas frescas (en bolsa, peladas), 1 litro de caldo de verduras (hueso de jamón, verduras varias, etc.), 1 cebolleta, 1 pimiento rojo grandes, aceite de oliva v.e., 1 ajito, 50 gramos de piñones y sal.

Cocer al vapor –si es posible- las espinacas hasta reducirlas a puré. Pelar y picar la cebolleta y el ajito y rehogarlos en el aceite, añadir y pochar el pimiento rojo a trozos. Añadir el arroz, rehogándolo bien con las espinacas, añadir el caldo caliente.

Cocer el arroz, comprobando el punto de sal. Mientras tanto, tostar los piñones en una sartén antiadherente o en el microondas unos dos minutos, para añadirlos a continuación al arroz. (El arroz, como siempre, 10 min. Fuerte, 10 min. Suave y 10 min de reposo).

Este arroz tiene mezcla de los dos colores del futbol sevillano, rojo y verde, y con los piñones (para que siempre en Sevilla se lleven “a partir un piñón”) está muy muy rico. Y al día siguiente también.

(Yo también lo llamaría Arroz Sevilla-Betis)