De nuevo el Instituto Silestone nos envía nota de prensa con recomendaciones interesantes en estos días de confinamiento, con los niños también todo el día en casa. La cocina es el centro de la vida en el hogar y ahora lo es mucho más. Se trata de educar a los niños en buenos hábitos de seguridad e higiene en la cocina. 

Preparar un plato o un postre con nuestros hijos es una actividad que los entretiene y divierte a la vez, y que puede servir para instruirlos en buenos hábitos de seguridad y salud.

El Instituto Silestone recomienda unos consejos a seguir para que los niños los adopten de forma temprana.

  • Caminar con cuidado y comportarse prudentemente en la cocina.
  • No utilizar cuchillos sin supervisión.
  • Usar una tabla de cortar para cortar frutas y verduras – no hacerlo apoyándose en la mano-.
  • No usar los mismos utensilios para cortar diferentes tipos de alimentos, sin haberlos limpiado antes.
  • Prohibir el uso de los aparatos eléctricos (estufas, microondas, etc.) sin la supervisión de adultos.
  • Tener las manos secas al encender los interruptores.
  • Apagar los electrodomésticos al terminar de usarlos.
  • Usar los mangos hacia el interior sobre el banco de cocina o la mesa.
  • Lavarse siempre las manos antes de cocinar, frotándolas vigorosamente con agua tibia y jabón.
  • Antes de comenzar a cocinar, llevar puesto el delantal, tener el pelo recogido y usar prendas de ropa de manga corta o llevar las mangas enrolladas
  • Evitar hacer otra cosa con las manos mientras se prepara comida.
  • Limpiar los derrames inmediatamente. Utilizar una toalla de papel, evitando esponjas o paños de cocina.
  • Desechar los alimentos que se hayan caído en el suelo.

 

¡Aprovechemos ahora que pasamos mucho tiempo junto a nuestros hijos en casa, para lograr que aprendan e incorporen estos sencillos hábitos de seguridad e higiene en la cocina!