Dos pescaderos del mercado central de abastos de Cádiz, Fernando Coucheiro y Salvador Román, acaban de abrir un nuevo negocio que se venía demandando en este histórico recinto gaditano desde hace años: un freidor de pescado fresco. En los puestos número 1 y 2 se servirá pescado frito en los cartuchos de papel de estraza gris de siempre, junto a cerveza, refrescos y algún que otro vino ligero.

Los dos puestos, situados a la entrada del mercado por el Arco de Garaicoechea, llegan con atractivo para completar la oferta del llamado Rincón Gastronómico, junto a La Tapería de Lula (de comida cordobesa) y a Origen (Arrocería).  El espacio de ambos módulos tiene un aspecto de limpieza y buena disposición interna, en el que trabajarán tres personas.

Cazón en adobo, pescadilla del fondón, boquerones (fritos y en vinagre), huevas, acedías, chocos, calamares, pijotas, gallos, etc., serán algunos de los pescados que pasarán por las freidoras de este Freidor, y que se despacharán al momento envuelto en los clásicos cartuchos. Y también tortillitas de camarones de elaboración propia y de buen tamaño. Un modo de recordar viejos sabores y olores por los que Cádiz se definía.

El Freidor del Mercado es un proyecto clásico y de lo más gaditano, un negocio necesario para volver a disfrutar en la calle del pescado que entra a diario en la lonja, y un escaparate de los alimentos tradicionales de Cádiz, que durante años le han dado su carácter especial. Y es sobre todo, un complemento referencia de calidad y servicio para un mercado de abastos que tiene y sigue teniendo de todo.

Enhorabuena a estos dos emprendedores. No es buen pescado frito todo lo que se fríe por ahí y eso hay que contarlo. Y esta nueva apertura demuestra que nuestros mercados siguen estando más vivos que nunca. 

Los propietarios de El Freidor del Mercado considerarán en el futuro la posibilidad de entrega a domicilio de este buen pescao frito de Cádiz-Cádiz.