Sobre una receta de GastronomiayCia, he hecho mi propia versión y al segundo intento he conseguido que esta crema nos encante a todos. Es fácil y solo necesita un cacharro y una mini-pymer para batir.

Ingredientes: 2 puerros (la parte blanca solo), ½ kg de berenjenas, ½ litro de caldo de verduras casero, un yogur blanco sin azucarar, nuez moscada, sal, aceite, pan en taquitos y merken (una especia traída de Chile, ají seco).

Cortamos las berenjenas por la mitad a lo largo, con algunos cortes superficiales y las asamos durante unos minutos. Yo las hice en el microondas, siete minutos cada mitad. Extraemos la pulpa y la reservamos.

En la cacerola, con poco aceite, ponemos a freir los taquitos de pan y reservamos.

Pelamos y picamos en rodajas los puerros. En la cacerola con aceite, los sofreímos unos minutos hasta pocharlos con un poco de sal (diez minutos). Añadimos la pulpa de las berenjenas y salteamos con un poco de nuez moscada y el merken (solo una pizca). Vertemos el caldo casero y dejamos todo cinco minutos.

Añadimos el yogur a la mezcla, corregimos de sal y la pasamos por la batidora. Servimos en pequeños tazones junto con los tropezones de pan. También admite hierbabuena o albahaca. 

 

NOTA: es una buena idea quitar el amargor de la berenjena previamente, añadiendo una vez cortada por la mitad un poco de sal y dejándola reposar unos diez minutos.