Resumo la nota de prensa emitida por el Colegio Profesional de Dietistas-Nutricionistas de Andalucía (CODINAN), sobre la necesidad de incluir la categoría profesional de Dietista-Nutricionista en el sistema sanitario público. España es el único país de la U.E. que carece de ellos en el Sistema Nacional de Salud.

 

Uno de cada tres enfermos ingresa desnutrido en el hospital. · Se calcula que la incidencia de desnutrición de los pacientes hospitalizados en España se sitúa entre el 30 y el 50% y aumenta a medida que se prolonga la estancia hospitalaria. · La desnutrición alarga 2,5 días la estancia hospitalaria e incrementa los costes sanitarios · Los menús escolares en Andalucía son supervisados por Veterinarios y Farmacéuticos.

Ante esta situación, el Decano del Colegio Profesional de Dietistas-Nutricionistas de Andalucía (CODINAN), Luis J. Morán Fagúndez, pone de manifiesto la necesidad de incluir la categoría profesional de Dietista-Nutricionista en el sistema sanitario público, ya que España es el único país de la Unión Europea que carece de Dietistas-Nutricionistas en el Sistema Nacional de Salud en todas sus comunidades autónomas.

Luis J. Morán hace hincapié en la necesidad de incluir a Dietistas-Nutricionistas en los hospitales públicos y centros de especialidades de Andalucía para la atención asistencial y en centros educativos para la promoción de la salud y supervisión de los menús escolares. Según el Decano de CODINAN, esta incorporación contribuiría no sólo a la mejora de la salud y de la calidad de vida de la población, sino que serviría para optimizar las inversiones en sanidad, mejorando tanto la relación coste-efectividad, como un aumento de la eficiencia y calidad.

La Desnutrición Relacionada con la Enfermedad (DRE) es una de las enfermedades más desconocidas, pero, también, una de las de mayor impacto, porque la desnutrición relacionada con la enfermedad en el paciente hospitalizado afecta, con más frecuencia, a las personas mayores de 70 años. Cuando el estado nutricional es deficiente, señala Luis J. Morán, se compromete el retraso en la recuperación, se prolonga la estancia hospitalaria, se incrementa la tasa de reingresos prematuros, se facilita una mayor susceptibilidad a la infección y se altera sensiblemente la independencia del individuo y su calidad de vida, contribuyendo a aumentar la morbimortalidad (muerte causada por enfermedades) y elevando los costes sanitarios.

Según el estudio PREDyCES: Prevalencia de la Desnutrición hospitalaria y Costes asociados en España: El 23% de los pacientes ingresados en un hospital español están en riesgo de desnutrición. ● Los pacientes mayores de 70 años presentan significativamente más riesgo nutricional que el resto (37% frente a 12,3%). ●

Países como Japón, al incluir al Dietista-Nutricionista en los hospitales obtuvieron una disminución de problemas relacionados con el tratamiento nutricional. Disminución de infecciones y disminución en la estancia hospitalaria.