Este próximo domingo, día 21, habrá un nuevo recorrido de ovejas por la capital de España. A las 12.30 está prevista la llegada a Neptuno del rebaño, con un encuentro entre representantes de la Corporación Municipal y la Asociación Trashumancia y Naturaleza, en cumplimiento de la Concordia de 2 de marzo de 1.418.

Además en esta ocasión, el evento va a corregir 600 años de olvido de la importancia de la mujer en la ganadería. Y por ello, los encargados de realizar el pago simbólico ante el Ayuntamiento de Madrid serán, a partir de ahora, los “Pastores y Pastoras de la Mesta”.

De este modo, no se empleará el título de “Hombres Buenos de la Mesta” que ha venido utilizándose durante los últimos seis siglos, reconociendo que la mujer ha sido, desde sus orígenes, un elemento fundamental en la historia de la ganadería. La Asociación Trashumancia y Naturaleza ha realizado los cambios de la nomenclatura por la que se rige la Concordia, con “Pastores y Pastoras de la Mesta” en el Ayuntamiento de Madrid.

“La Asociación Trashumancia y Naturaleza es una entidad que fomenta la trashumancia de los ganaderos que transitan con sus rebaños por las cañadas, para la recuperación de la Red Nacional de Vías Pecuarias, en el marco del Convenio para la Biodiversidad, (Art.8 j).

Por tanto, dedica sus esfuerzos a intensificar las gestiones administrativas, culturales y sociales para evitar el grave impacto que representaría la desaparición de la trashumancia para los ecosistemas ibéricos, de tan excepcional importancia internacional”.

 

La trashumancia es una tradición milenaria que debería tener más futuro que nunca. Es un modo ancestral de aprovechar los recursos naturales, favoreciendo el bienestar animal de las cabañas de ganado, buscando las regiones con mejores pastos en cada estación.

El traslado estacional de ovejas y cabras ha servido y sirve para favorecer la creación de un patrimonio sociocultural único, que hoy se debería proteger.

 

Fuente: Trashumancia y Naturaleza y Canalcordero