A partir de una receta de la página directo al Paladar, preparé esta mañana este otro formato de pechugas de pollo que nos ha gustado, además de ser una receta moderadamente rápida.

Ingredientes: 500 G de pechugas de pollo de corral, 2 ajitos, 2 tomates maduros y algo de tomate frito, o bien 6 tomates maduros, 1/3 de cerveza artesana,  1 cucharada sopera de miel artesana, sal, y tomates secos troceados.

Limpiar y secar bien el pollo. Trocearlo tamaño bocado.

En una cazuela con poco aceite sofreimos los ajos muy picados, el tomate seco y los trozos de pollo. Los retiramos y reservamos.

En el mismo aceite, ponemos los tomates pelados y cortados en trozos, un poco de sal y una cucharada de miel, y dejamos freir de 15 a 20 minutos.

Aplastamos con una cuchara los tomates y dejamos que sigan friendo y evaporando el agua. Pasamos por el pasapurés.

Devolvemos las tajadas de pollo y añadimos la cerveza hasta que se evapore también, añadimos el tomate frito (si fuera el caso) y dejamos hervir. 

Hay que tener en cuenta que el tomate ya no lleva agua, por lo que puede pegarse la salsa, así que habrá que estar muy pendientes de la cocción y remover de vez en cuando. La cerveza se añade en dos o tres tandas.

El pollo sale riquísimo.