Recogida alimentos primaveraUn año más el Banco de Alimentos de Sevilla ha puesto en marcha una nueva campaña de recogida de alimentos en el mes de mayo, en el ámbito provincial, en la que han participado prácticamente todos los supermercados activos. Sin llegar a la notoriedad de la Gran Recogida de Alimentos –que se viene celebrando cada mes de noviembre-, este evento solidario de primavera tiene también su razón de ser, pues logra conseguir cantidades notables de alimentos básicos para hacer frente a las demandas de estos meses hasta la Gran Recogida.

En esta ocasión, no hemos actuado como capitanes de equipo, sino como voluntarios corrientes, sujetos a turnos fijados por el coordinador. Pero en el poco tiempo que nos ha tocado colaborar, hemos comprobado que la gente sigue siendo solidaria y está dispuesta a colaborar. Han sido 120 supermercados y 6.000 voluntarios los que han participado en Sevilla y provincia, que tampoco está nada mal.

Está en la calle el mensaje de que lo peor de la crisis ha pasado. El Banco de Alimentos también es consciente de ello, aunque trabaja y actúa sobre una serie de familias que continúan en exclusión social, por recibir sueldos precarios, insuficientes para atender adecuadamente todas sus necesidades. Además, las personas sin techo continúan siendo una parte importante de los beneficiarios de estas ayudas.

Como notas a destacar, la llamada “hambre de género”, por la feminización de la pobreza en España. Uno de cada tres personas sufre exclusión social y 1 de cada diez tiene pobreza severa.

Una persona necesita alrededor de 500 kg de alimentos/año para estar bien alimentada. El Banco de Alimentos dona a cada destinatario alrededor de 120 kg no perecederos.

El Banco de Alimentos –Premio Príncipe de Asturias de la Concordia 2012- busca recuperar la dignidad perdida de mucha gente.