Cofradía El Bacalao1Ayer sábado, en la localidad cordobesa de Castro del Río, asistimos al nacimiento de la Cofradía Gastronómica del Bacalao, cuyo antecedente es la existencia en el pueblo de una comercializadora de bacalao salado tradicional, bajo la marca Albacor, desde hace unos 30 años. El acto coincidió con la celebración de la VI Ruta Gastronómica dedicada a este ilustre pescado, y estuvo presidido por el presidente de Fecoan, Pepe Oneto, junto al alcalde de Castro del Río, José L. Caravaca, y el presidente de Cajasol, Antonio Pulido.

Cofradía del bacalao AlbacorLa nueva entidad en cuestión pertenece ya a la Federación Andaluza de Cofradías Vínicas y Gastronómicas (FECOAN), y su nacimiento está avalado por el apoyo institucional (Ayuntamiento de Castro del Río y Fundación Cajasol) lo que va a facilitar su puesta en marcha y su funcionamiento interno, alrededor de un producto de primer orden en la cocina y la alimentación humana.

Esta Cofradía es la última incorporación a la Federación Andaluza, detrás de nuestra asociación Comeencasa hace menos de un año. La Cofradía del Bacalao de Castro del Río viene a reforzar el colectivo asociativo gastronómico existente en la provincia de Córdoba, que en la actualidad asciende a 28 entidades inscritas, tituladas fundamentalmente con nombres de productos alimenticios: salmorejo, rabo de toro y olivo.

Cofradía Gastronómica premiadosLa nueva entidad nombró como primer presidente de honor a Juan Pérez-Salas, fundador de la empresa Albacor, y su logotipo corporativo es un filete seco de bacalao.

A lo largo de la jornada, en Castro del Río se celebraron concursos de cocina en directo, en los que han intervenido cocineros castreños aficionados como profesionales, todos ellos con recetas de bacalao de Semana Santa.

Según sus estatutos, el primer objetivo de la asociación FECOAN es promover iniciativas que sirvan para fomentar el conocimiento, valoración y consumo de los productos agroalimentarios naturales y elaborados andaluces de calidad. El bacalao, aunque de diferente origen, tiene un gran recorrido en la cocina tradicional de nuestra Comunidad, y en Castro del Río, Albacor es una empresa que crea empleo y riqueza.

Pienso que es tiempo de plantearse los fines y la filosofía de las entidades inmersas en la sociedad y que participan en su cultura, turismo y economía, como es el caso de las Cofradías Gastronómicas. Éstas deberían ser un apoyo informativo y de guía de salud a la población en general, que tan vapuleada está con tanta oferta de alimentos procesados y sin una mínima calidad. Apoyar y dar a conocer los alimentos andaluces es una buena labor.