Tio Pepe en rama1Magnífica puesta en escena la de ayer en El Barranco. Sobre el río Guadalquivir y junto al puente de Triana, cercana la plaza de toros y con un decorado de caseta feriante espectacular. Copa y venencia previa a los invitados con mesas de forja y cristal, y escenario en blanco y rojo en la zona de la terraza. Catavinos más altos y estilizados para no desmerecer en mesa junto a otras copas. El periodista Carlos Herrera presenta el acto, que dirigen Antonio Flores, enólogo y Master Blender de Bodegas González Byass, y Pepe Ferrer, periodista gastronómico y embajador mundial de los vinos de Jerez y gastronomía. Toda Sevilla de blazier azul marino, pantalón bien planchado,  y comunicación estaba allí. Se presentaba el Tio Pepe en Rama 2016 por todo lo alto, y por séptimo año consecutivo.

Tio Pepe en rama2Tras la introducción de Herrera (uno de los socios de El Barranco), Pepe Ferrer aludió a los vinos de Jerez, siempre destinados a la mesa por su versatilidad, comodines que viajan, y que maridan perfectamente con cebiches o sashimis, demostrando la influencia mundial de los vinos jerezanos. Un total de 22.000 botas de fino en González Byass (a base de tiza y suela de zapatos según indica), para los vinos más secos y sabrosos del mundo.

Antonio Flores dio la bienvenida al acto, indicando los tres vinos a catar: fino en rama (para jamón o carne mechá y gambas de Huelva), amontillado (arroces, cuchareo de grasas, sabores picantes) y palo cortado (Leonor; para la cocina tradicional o compleja, con sabores más complicados).

La imaginación viaja a través del Guadalquivir hacia Sanlúcar y Jerez, arribando a las bodegas González Byass, con la constancia como lema. Abriremos la puerta de la bodega, en silencio, con sal y poniente, tierra albariza, suelo y vuelo, y cataremos estos vinos con sol, río y flamenco jerezano, en la preferia sevillana.

Tio Pepe en rama3Fino Tio Pepe en Rama: obtenido en las 100 mejores botas de entre 22.000, después del verano, otoño, invierno, y se han seleccionado las 60 mejores. Muy apreciado en el mercado británico, pero ha ido conquistando otros países. Ahora unas 16.000 botellas se preparan para viajar. Amarillo pálido, dorado, con turbidez (levadura en suspensión), elegante, y en nariz, salino, aromas a panadería, sabor largo. La etiqueta de este vino se basa en un diseño original, del archivo histórico de Bodegas González Byass. Es importante su temperatura a 10-12º C. MARIDAJE: bulerías de Jerez. Comienza el compás.

Tio Pepe en rama4VIÑA AB: amontillado, solera, el fino lo rocía, es Tio Pepe de 12 años. El velo de flor se vuelve más delgado y se rompe, mezclándose con el fino. Color ámbar, verdoso, intenso, lo mejor de Tio Pepe, en nariz avellana, en boca poderoso, largo con final salino. (Límite entre la vida y la muerte). MARIDAJE: soleá, guitarra que se queja.

PALO CORTADO (Leonor): vino misterioso de Jerez, en vista color caoba, roble americano, palomino fino, frutos secos en boca. Potente, seco, seductor y en sus orígenes un fino rebelde, sobre crianza biológica, es un accidente en la bodega. El Palo Cortado es un amontillado con estructura de oloroso. Un vino de pañuelo, para perfumar. MARIDAJE: seguirilla, el cante de Jerez profundo.

El palo cortado Leonor nos dejó un gusto inolvidable, sobre el río, cerca de Triana y con vistas al camino de ida y vuelta a Jerez. Enhorabuena a los organizadores.