images2No caen bien a casi nadie pero los necesitamos. Dice una pequeña noticia de la revista OCU, que aditivo no significa enemigo de la salud, pues la mayoría de ellos en nuestros alimentos no entrañan riesgos; y, no lo olvidemos, cumplen con la misión de conservar los productos de alimentación, evitando su descomposición. Pero también es verdad, que algunos pueden ser engañosos o incluso causar reacciones alérgicas. Además, de la mayoría de ellos apenas tenemos información los consumidores.

Lo malo –subraya OCU- es que los aditivos no solo se usen para evitar la proliferación de bacterias, sino que se empleen para enmascarar la pobreza de ingredientes de los productos, o solo para mejorar el aspecto de los mismos. La función de camuflaje es inadmisible según OCU, y estoy totalmente de acuerdo. Recuerdo a la gastrónoma Cristina Galiano, quejándose con razón de que muchas veces nos venden el producto final con aditivos al precio del mismo producto.

Dicen los expertos que la mayoría de los aditivos han demostrado no ser peligrosos ni producir alergias, siempre que su consumo se mantenga dentro de unos límites definidos (ingesta diaria admisible IDA). Pero se ha comprobado que algunos aditivos son alergénicos y provocan intolerancia en personas con cierta sensibilidad, y que por lo tanto deberían evitarlos.

Otro factor importante a tener en cuenta es el llamado “efecto suma”, es decir, que la acumulación de aditivos hace que estos dejen de ser inofensivos. Y ponen como ejemplo los edulcorantes, de los varios que podemos tomar en un día incluidos en refrescos light, yogures desnatados, chicles sin azúcar, etc.

OCU publica para sus socios una tabla con todos los tipos de aditivos empleados en la alimentación, así como un pequeño comentario u opinión,  o si la ingesta diaria admisible IDA no se define o si entraña riesgo por el efecto suma. Es decir, la utilidad de un medidor de aditivos o calculadora.

Por ello, siempre defenderé los productos en su estado más fresco posible, y evitando en lo posible la presencia de aditivos. Pero claro, con los aditivos hemos ganado en seguridad y eso también es salud.