Vinos y Tapas Sur1La zona turístico-playera de Puerta Tierra (Extramuros Cádiz) está ciertamente saturada de bares, chiringuitos, sitios de copas y restaurantes. Pero no siempre se encuentran sitios con personalidad, solvencia, seriedad y sin salirse del estilo marcado desde el principio. Vinos y Tapas Sur, llevará funcionando unos cinco años más o menos, y desde nuestras primeras visitas por entonces hasta hace quince días en que volvimos por allí, hemos podido comprobar que conserva su mejor oferta de tapeo y de buena cocina. Además, tienen la placa de recomendación del bloguero L’Obeli, especializado en hablar de sitios de comer en Cádiz. Por algo será.

El único problema que tiene Vinos y Tapas Sur es su reducido tamaño, que te obliga a llegar muy temprano, o bien reservar. La barra no da demasiado de sí, y las mesas son pocas y pequeñas. Pero tiene un servicio atento, una cocina rápida, un emplatado profesional y unos vinos muy bien seleccionados, incluyendo la provincia de Cádiz.

El día de nuestra visita solo pudimos agarrar un rincón de la barra, pero para nosotros dos fue suficiente, porque teníamos la comodidad y el espacio mínimo aceptable para un tapeo nocturno y sentado, que busca descubrir, disfrutar y salir con la sensación de haber acertado en la elección del lugar. Y así fue.

Vinos y Tapas Sur mosaicoSempiternos croqueteros, pedimos las de espinacas y nueces. Magníficas. Una ensaladilla con langostinos y atún de buena presencia nos encantó. Para eso somos una pareja unida en la tapa y en la ración, que comparte plato, picos y pan. La degustación pasó ampliamente la prueba. El cocinero o cocinera tiene formación académica y sabe lo que hace.

Fuera de carta, nos ofrecieron un tartar de atún rojo, que lógicamente subía de precio en relación a los demás platos; aceptamos y reconozco que decidimos bien. El tartar estaba espectacular.

Y para finalizar, había que probar la tapa joya de Sur: la tosta de foie con compota de manzana y jamón ibérico. Fue una de sus primeras tapas, causó sensación en su momento, y sigue conquistando todavía a los clientes por su sabor y exquisitez.

Vinos y Tapas Sur es un local con público mayoritariamente joven, que acude asiduamente al establecimiento, que es absolutamente recomendable. Para mí el mayor mérito es la permanencia en la calidad y el estilo.

Y el vino elegido para disfrutar, lógicamente, Garum, de Bodegas Luis Pérez, Jerez.

Ya he dicho que el sitio es pequeño, que conviene reservar, y añado que está en la calle Fernández Ballesteros, una vía que sale de la Avenida de Andalucía, a la altura del Hospital Puerta del Mar.