Casi 20 libros publicados, e-books, charlas, conferencias, y ahora su blog, hacen de Cristina Galiano una referencia imprescindible en el aprendizaje de la cocina, concretamente en el área de nutrición (saber comer) y en lo relativo a la técnica empleada en cocinar. Uno de sus últimos posts ha sido este bizcocho riquísimo, que lleva el mínimo de calorías y que es totalmente natural. Por no llevar no lleva ni levadura, aceite o mantequilla. Hoy lo hemos hecho en el talle de Cocinando Tu Futuro y damos fe de que salió muy bien. Rocío fue la ejecutora. El bizcocho desapareció en menos de un minuto. Pero además su elaboración es bastante original.

Ingredientes: 4 huevos gordos, 100 g de harina de trigo y 100 g de azúcar (Para distintas cantidades, cuidar las proporciones en huevo, harina y azúcar).

Precalentar el horno en función turbo (aire caliente) a 160º. Pesar la harina y el azúcar. Volcar los huevos enteros y el azúcar en un bol grande. Introducirlo en el fregadero de la cocina lleno de agua  caliente.  Con unas varillas eléctricas montar claras, empezar a batir a la velocidad máxima sin parar. En poco tiempo esta mezcla va creciendo y creciendo.

Sacar del fregadero y seguir batiendo igual hasta que se enfríe. Añadir poco a poco la harina en forma de “lluvia”, incorporándola suavemente con un tenedor.

Cuando la mezcla esté homogénea y sin grumos, volcarla en un molde. Introducirlo en el horno ya caliente y hornear 6-7 minutos solo.

Pincharlo en el centro con una aguja fina, y debe salir limpia.

Sacarlo del horno y cuanto ya no queme, desmoldar sobre una rejilla especial. No dejarlo enfriar en el mismo molde para que no se reseque.

Cuando esté totalmente frío, se puede abrir por la mitad y rellenarlo si se desea.

Un bizcocho que puede encajar perfectamente en una dieta de bajas calorías.