Es una receta que llevo mucho tiempo queriendo hacer, sobre todo con las ricas patatas de Sanlúcar de Barrameda, cuya calidad se prestan a elaboraciones como éstas. Hoy en las clases de Cocinando Tu Futuro, mi compañera Rocío ha hecho estas patatas, en la modalidad de carne, pues también pueden rellenarse de jamón picado y huevos duros, además del resto de ingredientes propios para aliñar, al igual que la carne. Dejo aquí la receta:

Ingredientes: 1 kg y algo más de patatas (5-6 patatas medianas), 300 g de carne picada de ternera (comprar la carne y encargar que nos la piquen es lo más seguro), un ajito, perejil picado, huevo, pan rallado, vino blanco y azafrán, y para la salsa, una cebolla grande y tres ajitos.

Elaboración: pelar las patatas y hacer un agujero en cada una con ayuda del vaciador. (Se mete una vez el aparato y luego se repasa dentro del agujero un poco más). Se aliña y mezcla la carne con el ajito muy picado, el perejil, el huevo, el pan rallado y un poquito de vino y sal. Se deja macerar.

Se pican los ajos y la cebolla, y se sofríe en una cazuela con aceite. Se bate un huevo. Se rellenan las patatas con la carne aliñada. Se mojan las patatas en huevo y pan rallado. Se pasa el sofrito de ajos y cebollas, pero reservamos el aceite para dorar las patatas un poco. Una vez doradas, colocamos las patatas en la cazuela de nuevo, con el vino restante, un poco de azafrán y el resto del sofrito pasado, así como agua o caldo de carne si tenemos. Cubrimos y dejamos media hora a fuego suave aproximadamente.

Están riquísimas.