Desde el mes de octubre pasado, se han cocinado veinticuatro recetas en diez días, a razón de dos horas cada clase.  El Proyecto Cocinando Tu Futuro, patrocinado por la Fundación Cajasol, enseña a cocinar al modo español y con productos de aquí, a las jóvenes que quieren trabajar como empleadas de hogar. El proyecto, desarrollado por un grupo de voluntarias de la Fundación, enfila ya su segunda edición, estando a punto de finalizar el primer grupo del presente curso, a falta de la clase de organización doméstica y la dedicada a postres. Las recetas practicadas según el programa del proyecto, responden a la cocina casera y familiar española, y han sido practicadas en el Centro Social María Inmaculada de Sevilla, Congregación Religiosa dedicada a la atención y formación de las jóvenes inmigrantes que aspiran a trabajar en el servicio doméstico en España, y venidas principalmente de países sudamericanos.

Diez jóvenes procedentes de Perú, Ecuador, Guatemala y Nicaragua han recibido formación básica -teórica y práctica- de nuestra cocina en este grupo que ahora está a punto de terminar, con fundamentos de salud y variedad en la alimentación, y pensando sobre todo en el cuidado de niños y personas mayores. Se trata de que estas jóvenes mejoren su capacitación profesional con el aprendizaje y organización de la cocina diaria, lo que completará su formación, ya que la mayoría se dedica a la limpieza doméstica por horas.

Lentejas, tomate frito, tortilla de patatas, arroz con jamón, patatas aliñadas, pescado en blanco, salmón al horno, pisto de verduras, puchero, ropa vieja, croquetas del puchero, patatas con carne, pastel de verduras, garbanzos con espinacas, potaje de garbanzos, garbanzos aliñados, pechugas de pavo con pasas y piñones, sopa de coliflores, carne mechada, pastel de pescado, albóndigas de carne, pollo en salsa, pimentada y potaje de alubias con pollo y verduras, han sido las recetas desarrolladas en estas diez clases de cocina, con degustación al final de las mismas. Son platos sencillos, sanos y sabrosos, algunos auténticas joyas de nuestra gastronomía de diario.

El proyecto Cocinando tu Futuro es un “enseñar a pescar”. Su objetivo principal es facilitar la inserción laboral de estas jóvenes en el servicio doméstico de nuestro país, o incluso en la hostelería. Y para ello, aprender a manejarse en nuestra cocina es fundamental, pues no solo revalorizarán su curriculum sino que también podrán transmitir hábitos y conductas saludables en la alimentación con las familias que trabajen.

Además, el proyecto busca incrementar la autoestima de estas chicas a través del aprendizaje y la formación en organización doméstica. Y por último, el recibir formación en grupo crea vínculos sociales muy interesantes entre este colectivo.

Hoy martes está previsto que comience un segundo grupo formado por otros diez jóvenes –chicos y chicas en esta ocasión- la mayoría desempleados, que desean formarse en cocina española casera, estando fijada la fecha del 8 de febrero para el tercer grupo del curso 2012-2013. De este modo, las clases se desarrollarán a lo largo de dos días a la semana.

Cocinando Tu Futuro es un proyecto patrocinado y financiado por la Fundación Cajasol que está desarrollado por un grupo de cinco monitoras voluntarias de esta entidad, entre antiguas empleadas o esposas de empleados de la que fue caja de Ahorros Cajasol. Las clases se imparten en el Centro Social María Inmaculada de Sevilla. Al finalizar el curso, los alumnos reciben un diploma acreditativo.

Enseñar a cocinar y organizar menús saludables es una formación útil también para nuestros jóvenes con vistas a su educación nutricional, como prevención de enfermedades relacionadas con la mala alimentación.