Sigo conservando la fuente de ensaladilla de aluminio que mi madre utilizó durante mucho tiempo. Unos 45 años tendrá el cacharro. Y ahí sigue. Se destinaba a la ensaladilla rusa que mamá preparaba los domingos, junto con el arroz. Nos encantaba ver la ensaladilla decorada con sus pimientos morrones y sus aceitunas. Hoy he procurado hacerla lo más parecida a la de mi madre, excepto en la marca de la mayonesa, Musa, hoy inexistente. Por lo demás, el sabor es muy parecido, muy natural, pues los ingredientes lo son.

 

Ingredientes: 200 g de patatas, 100  de zanahorias, 100 de judías verdes, 100 g de guisantes, 1 latita de aceitunas rellenas, una lata de atún en aceite, 1 pimiento rojo grande de asar, 1 huevo cocido, aceite y sal y un bote de mayonesa grande.

 

Se lavan las patatas y se cuecen en agua con sal; se lavan, pelan y trocean las judías y las zanahorias y se cuecen en agua hirviendo unos 15-20 minutos por separado. Se pelan y cuecen los guisantes unos 15 minutos. Se desmenuza el atún. Se asa el pimiento rojo, troceando una parte y otra en tiras para decorar; se pican las aceitunas.

 

Las patatas se pelan cuando se enfríen un poco y junto con as zanahorias se trocean y se les añade los guisantes ya cocidos,  las judías verdes, el atún, el huevo duro picado y las aceitunas, así como el pimiento troceado. Se vierte la salsa mayonesa sobre la ensalada y se mezcla bien. Se adorna con tiras de pimiento y la yema de huevo cocido machacada y se sirve.