Esta receta medio la tomé de la página Gastronomía y Cía, aunque no con todos sus ingredientes. El bacalao y las berenjenas las hice en la olla programable, ideal para cocinar sano. Y la salsa está de maravilla; y como sobra, pues luego podemos aprovecharla para patatas cocidas, otro pescado, o simplemente en una tosta.

Ingredientes que utilicé para 3 personas: un lomo de bacalao que dividí en tres partes, y que desalé cambiando el agua cada ocho horas durante dos días aprox, y conservándolo en la nevera siempre; orégano, aceite de oliva y sal gorda. Para la crema de berenjena y ajo asado: 2 berenjenas medianas, 1 cabeza de ajos, pimienta negra y aceite de oliva v. extra y sal.

Lavé y sequé bien las berenjenas sin pelarlas. Las introduje con la cabeza de ajos descabezada (es decir, cortada horizontalmente por arriba) , sin pelar también y dentro de un papel de aluminio, todo ello en la olla programable. Puse el modo verduras correspondiente. En el horno sería a temperatura 180-190º, hasta que estén blandas..

Una vez hechos estos dos ingredientes, dejé que se enfriaran un poco, y entonces los pelé, los puse a los dos en una batidora, añadiendo algo de nata líquida junto con la pimienta negra y un poco de aceite de oliva y sal. El resultado es una crema, no una salsa, pero está genial.

Ya solo quedaba untar el bacalao hecho al vapor con un poco de aceite de oliva, el orégano y especias de algas, que me encantan. Luego serví acompañado de la crema de berenjenas.