El martes pasado se celebró en el Ateneo Gaditano la sexta Tertulia Gastronómica del curso, coordinado nuevamente por María Luisa Ucero. En esta ocasión se trató de la figura del que fue Jefe de Cocina de la Compañía Trasatlántica y cocinero del rey Alfonso XIII, Melquiades Brizuela Hidalgo (1868-1919).

Aunque nacido en Valladolid, formó una familia en Cádiz y vivió allí 20 años hasta su muerte. Además de gran cocinero, dejó libros como “Sartén y Pluma” en 1903, o “Historia de un cocinero”, además de dos obras autobiográficas en 1917. Sus publicaciones, lucían fotograbados,  ilustraciones, dedicatorias y anotaciones sobre sus propias experiencias profesionales. Además de gran Chef, era todo un artista.

En la Compañía Trasatlántica sirvió comidas y banquetes a bordo de los grandes buques, hoteles y salones con ocasión de eventos oficiales y particulares. De ahí que sea considerado un precursor de la actividad de catering, dada su gran capacidad para organizar banquetes multitudinarios. (Por ejemplo, para 1.500 personas a bordo del vapor Alfonso XII en Buenos Aires, cuando la visita a Argentina de la Infanta Isabel de Borbón). Habiendo cocinado en muchas ocasiones para el rey Alfonso XIII, fue autorizado por éste a usar el título “Cocinero de Su Majestad” junto al escudo real en su firma o en tarjetas de visita.

Melquiades Brizuela fundó una sociedad para el socorro mutuo del personal de cocina en la Trasatlántica. Fue socio de honor en varias sociedades culinarias y gastronómicas. Y es un precedente del actual Chef artista en sus recetas y publicaciones.

En la tertulia del Ateneo estuvo presente el nieto de Melquiades Brizuela, Antonio González Brizuela, que tenía cuatro años al morir su abuelo, pero sabe de él a través de sus padres. Antonio es ingeniero técnico, topógrafo y profesor de tecnología, pintura y dibujo, entre otras profesiones; jubilado desde 1995, colabora con Canal Sur TV como Cabañuelista y es miembro del Ateneo de Cádiz.

Todo un acierto de Melquiades Brizuela Romero, -bisnieto del gran cocinero- de crear la página web dedicada a su bisabuelo,  llena de información sobre el que fue todo un precursor de la alta cocina para Cádiz, y del que tanto podemos aprender.  Enhorabuena a María Luisa Ucero por traerlo a su tertulia gastronómica, y yo procedo ahora mismo a enlazar la página de D. Melquiades,  toda una pieza de museo.

 

Las imágenes son de la página web de Melquíades Brizuela. Y desde aquí me uno  a los que piden una reedición de sus libros. Yo también los quiero.

Aquí van algunas de sus recetas en su página web http://www.sartenypluma.es/wp/?page_id=29